Compañía sin consorcio 


Que sola, soledad…

Sin embargo no lo está. 

Yo la acompaño,

le sonrío y hablo,

la visto de largo

para que dance conmigo.

El baile del silencio,

con música del vacío bravo,

que entona para nosotras,

notas, de todos los sonidos.

Soledad no está triste,

ni compungida anda,

descalza su cuerpo

desnuda sus pies, 

y suspendida…

me rodea y baila.

Ríe su mudez, a carcajada habla.

Pero soledad, que sola…

Quizá sea su designio.

Me retiraré en sigilo,

soledad, se quede sola…

yo, me iré en soledad.

*Compañía sin consorcio.-JOff

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s